Claves Declaración de la Renta

¿Cómo hacer la declaración de la renta paso a paso? Te contamos las claves
+INFO

¿Para qué sirve hacer la declaración de la renta?

La Declaración de la renta o IRPF (Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas) es un impuesto que tienen la obligación de pagar todos los ciudadanos a la Agencia Tributaria, en relación con los ingresos que hayan obtenido durante un año.

Es de las principales fuentes de ingresos de la Agencia Tributaria, hay excepciones por tanto no todo el mundo tiene obligación de presentarla y cada año varían los requisitos.

El IRPF es un impuesto que tenemos que pagar todos los ciudadanos por la obtención de ingresos, por beneficios patrimoniales, por ventas de bienes, por plusvalías obtenidas de su patrimonio, prestaciones públicas, por rentas del capital …

Este impuesto grava la suma de todos los ingresos obtenidos durante el año anterior, aplicando un porcentaje de forma progresiva a la renta, después, se restan una serie de deducciones por ciertos conceptos.

Este importe, una vez aplicadas estas deducciones, es lo que se llama la cuota líquida, que será el importe anual final que pagamos en concepto de IRPF.

De todos modos, no todos los ingresos se descuentan directamente. Si, por ejemplo, tenemos una vivienda alquilada, recibiremos mes a mes la cantidad íntegra que nos tenga que pagar nuestro inquilino, pero esto es otro ingreso y por tanto tenemos que declararlo, aunque este concepto también puede disfrutar de alguna deducción. Análogamente, el banco o la empresa en la que trabajamos por cuenta ajena no tienen por qué saber si hemos invertido en una vivienda, tenemos hijos o hemos abierto un plan de pensiones; es decir, no aplican las deducciones directamente.

Para regularizar toda esta situación existe la declaración de la renta. Si hemos tenido más ingresos de los que Hacienda tiene registrados, tendremos que pagar una cantidad mayor. Si, por el contrario, solo tenemos que aplicar las deducciones, o el importe de estas deducciones son mayores que los ingresos no registrados, hacienda nos tendrá que devolver dinero. Es aquí cuando comúnmente decimos “la declaración me ha salido a devolver”.

¿Qué pasa si se está obligado y no se hace la declaración?

Según la normativa actual, las infracciones tributarias se pueden clasificar en tres: leves, graves y muy graves.

Para determinar qué tipo de falta ha realizado el contribuyente, la ley tiene en cuenta si la persona ha ocultado datos o si ha utilizado medios de forma fraudulenta.

Las sanciones irán en función de la infracción cometida, que irá desde los 200 euros, que consideran por no presentar la Declaración de la Renta en plazo.

Si no se presentó la Declaración de la Renta y esta saliera a pagar, hacienda le impondrá una serie de recargos en función del tiempo que pase hasta que se abone la cantidad

Lista de recargos

Si se ha presentado la declaración y ésta sale a pagar al contribuyente, pero no lo hace, Hacienda irá imponiendo una serie de recargos según el tiempo que se tarde en realizar el pago:

  • Si la cantidad la abona antes de tres meses – el recargo será del 5% de la cantidad a ingresar.
  • Entre 3 y 6 meses – el recargo será del  10% de la cantidad a ingresar.
  • Entre 6 y 12 meses – el recargo será del 15% de la cantidad a ingresar.
  • Si el pago supera los 12 meses – el recargo será del 20% de la cantidad a ingresar, más los correspondientes intereses de demora.

En caso de que la Agencia Tributaria detectará que la Declaración de la Renta no ha sido pagada aún y el contribuyente no tiene intención de abonarla, podrá aplicar sanciones adicionales de un 50% gasta un 150% de la cantidad a pagar, más lo intereses de demora

En el caso de que la Hacienda de lo comunique en reiteradas ocasiones, haciendo caso omiso, Hacienda podrá solicitar orden a los juzgados para que te embarguen cuentas bancarias y/o bienes.

Pide tu presupuesto sin compromiso 913 115 313